El jugador de la Selección Mexicana, Héctor Herrera, abandonó la concentración del equipo por un día, gracias a un permiso especial que recibió.

El jugador pidió permiso para dejar la concentración y acudir a resolver problemas personales, así que no pudo estar en el entrenamiento de preparación para el partido contra Dinamarca que se lleva a cabo este sábado.

Guillermo Cantú, secretario General de la FMF, habló de este tema y dijo que los jugadores que estuvieron en la fiesta no serían sancionados, ya que era su día libre y no incumplieron con los horarios establecidos.

Al parecer el permiso se debe a los problemas de la fiesta que realizaron los jugadores del tricolor el sábado pasado, donde llevaron a cerca de 30 escorts a una reunión que duraría hasta pasado el mediodía del domingo.

Así que Herrera tendrá que regresar este jueves para preparar el encuentro contra los daneses.

El pasado lunes la revista TVNotas publicó una serie de fotografías de los jugadores de la Selección Nacional que asistieron el sábado a una casa de las Lomas a una fiesta donde había 30 mujeres acompañándolos en esta reunión que duró hasta las altas horas de la madrugada, donde algunos de los jugadores se les vio salir hasta el siguiente día.

Guillermo Ochoa, Carlos Salcedo, Héctor Herrera, Jesús Gallardo, Jonathan y Giovanni Dos Santos, Raúl Jiménez y Marco Fabián fueron captados por la revista en la casa mencionada y platicando con las mujeres afuera.