Los vatos de la Selección mexicana que fueron al cotorreo donde hubo hasta 30 morritas, se le han sordeado al compa HH.

El pasado 2 de junio algunos jugadores se fueron de rol antes de la concentración, donde Héctor Herrera fue el más regaña’o.

Tanto ha sido su saque de onda que el vato ha pensado en tirarse a león del Tricolor y no ir al Mundial de Rusia 2018.

Según esto, el HH ha sentido que no le han tirado esquina los demás futbolistas, y que se está aventando sólo el paquete de la pachanga.

En Fox Sports dieron a conocer la postura que agarró el vato, tras el escándalo.

Y es que fue al único que se supo que su esposa se la hizo de tos por la fiesta en Las Lomas.