Luego de que el sábado pasado un pequeño niño de tan solo tres años de edad fuera víctima de diversas quemaduras en diferentes partes del cuerpo a causa de que cuatro presuntos criminales le lanzaran ácido sin ninguna razón, los responsables han sido detenidos por las autoridades.

Los hechos ocurrieron al interior de una tienda Home Bargains, en Worcester, Gran Bretaña, cuando el menor se encontraba paseando con su familia.

Ante lo sucedido, el jefe policial Mark Travis comentó lo siguiente:

«En este momento consideramos que este fue un ataque intencional… Este incidente por supuesto asombrará a la comunidad local, y queremos prometerles que estamos realizando una investigación exhaustiva”.

Fue este 23 de julio en Londres donde elementos policiales capturaron a tres hombres de 22, 25 y 26 años de edad, presuntos responsables, mientras que un día antes fue detenido un hombre de 39 años en Wolverhampton quien se estima también estuvo implicado en el ataque al pequeño niño.

Hasta el momento la identidad del afectado no ha sido dada a conocer, pero según el informe de las autoridades el menor estaba en una silla de paseo al interior de la tienda cuando fue rociado con la sustancia corrosiva.

Luego del ataque, el menor fue hospitalizado debido a heridas de gravedad en la cara y cuerpo; su estado de salud actual es desconocido.

acidolondres