baby burritos

El candidato panista, Felipe de Jesús Cantú, ha cometido muchos errores durante la elección a la alcaldía de Monterrey, de acuerdo a una opinión del periodista Víctor Badillo en su cuenta de Facebook, el candidato contestaba a sus simpatizantes sólo cuando los necesitaba.

De Jesús Cantú dejó de contestarle a las personas que lo apoyaron cuando obtuvo la constancia de mayoría, situación que molestó a sus simpatizantes, a quienes les llamó nuevamente cuando le quitaron la constancia, para que lo apoyaran.

Dejó llamadas sin contestar, porque en ese momento no los necesitaba, por lo que la gente le reclamó, pero ante los fallos de la elección, una vez tuvo que pedir apoyo, y regresó a buscarlos, jurando no volver a hacer ese desplante de dejarlos colgados.

Nota relacionada: Revelan presunto intento de amaño del PAN al TEPJF

Pero ahí no terminó todo, ya que el resultado de la elección dio un nuevo revés, favoreciéndole el fallo, lo nombraron alcalde una vez más, y su promesa no fue cumplida, pues los dejó colgados de la línea del teléfono y ya no les contestó.

No les contestó las llamadas a sus simpatizantes y quedaron decepcionados ante el “me sirves, no me sirves”.

“En estas nuevas elecciones, Felipe no tiene más que unirse con el “diablo”, “mafias”, “narcos” y/o “corruptos” para poder contender decorosamente en la elección, pues la gente que lo apoyó ya no le perdonó ese último desaire… “, comenta Badillo.

En el escrito se menciona que “Felipe no tiene ahora “aportadore$”, a la mayoría los traicionó cuando se sintió Alcalde por “Un Día” y decidió no “pelar” más a la gente que lo apoyó”.

En esta elección extraordinaria, el apoyo para Felipe es incierto, ante los desplantes que ha hecho a sus seguidores.

Te puede interesar: