Un ducto de PEMEX explotó mientras era ordeñada por los huachicoleros en la comunidad de San Primitivo, municipio de Tlahuelilpan, Hidalgo, dejando hasta este momento 66 personas fallecidas.

La explosión que ha dejado al menos a 76 heridos, ocurrió cuando las personas recogían el combustible de una tubería perforada del ducto Tuxpan-Tula.

En un video grabado momentos antes de la explosión se aprecia cómo los huachicoleros con bidones sustraen el combustible.

“La explosión en Tlahuelilpan, Hidalgo se derivó de la manipulación de una toma clandestina para robo de combustible en el ducto Tuxpan-Tula. Este accidente no afecta el suministro de gasolinas en la Ciudad de México”, indicó Petróleos Mexicanos.

PEMEX activó el plan del Grupo de Respuesta y Atención para Manejo de Emergencias y puso a disposición 11 ambulancias, 13 médicos de urgencias y dos especialistas, y en acción la alarma verde en el Hospital de Tula.

El presidente López Obrador lamentó los hechos ocurridos en Tlahuelilpan
Y giró instrucciones a su gobierno prestar auxilio a los afectados por la explosión.

Mientras que el gobernador de Hidalgo, Omar Fayad anunció que se activó el Plan DN-III y dio la instrucción para atender a los afectados, quienes fueron trasladados a diferentes hospitales del estado.

Expresa AMLO su solidaridad a las víctimas de la explosión

Durante conferencia de prensa esta mañana el gobernador de Hidalgo, Omar Fayad, dijo que a las 16:20 horas, PEMEX anunció a las autoridades sobre la perforación ilegal de un ducto, a donde acudieron las fuerzas armadas y alrededor de las 17:00 horas llegaron al lugar e intentaron de mover a las personas de la toma.

Ante la negativa de las personas a replegarse, a las 18:50 h se reportó la explosión, “la toma estaba ardiendo y las llamas estaban consumiendo todo lo que había alrededor”, indicó.

Por su parte el presidente Andrés Manuel López Obrador expresó su apoyo y solidaridad a los familiares de las víctimas y aseguró que la prioridad es salvar vidas y atender a los heridos.

“Duele mucho que estas prácticas se hayan arraigado”, aseguró.

El presidente indicó que se tiene que continuar con el plan contra el robo de combustible e hizo un llamado a la población para que dejen de realizar estas prácticas ilegales.