Se activa la alerta ambiental en Nuevo León debido a la concentración de contaminantes, por segunda ocasión, así lo informó el Gobierno del Estado.

Desde la madrugada del jueves, se empezaron a registrar altas concentraciones de partículas menos a 2.5 micras (PM2.5) y partículas menores a 10 micras (PM10), especialmente en las zonas de Santa Catarina, San Bernabé y Obispado.

cropw0h01.1 focus 0 0 940 615

Las 13 estaciones de monitoreo, con las que cuenta el Estado lucieron en semáforo naranja,  superando los 101 puntos IMECA.

Lo anterior causó que en varios planteles educativos cancelaran sus actividades al aire libre.

En redes sociales, padres de familia y empleados compartieron imágenes donde se podía observar a alumnos y personal con mascarillas protectoras, algo que sólo se había visto en el 2009, cuando existió la contingencia por influenza tipo AH1N1.

contaminacionmonterrey

“Esto es lo que deberían de hacer todas las escuelas en esta situación, y estar atentos de lo que digan las autoridades, del monitoreo, para evitar daños a la salud. Desde las 5 de la mañana advertimos y sirvió para que se tomaran precauciones”, explicó Alfonso Martínez, del Observatorio Ciudadano de la Calidad del Aire.

Sin embargo, la Secretaría de Educación descartó que llegaran a cancelarse las clases en aulas regias, como ocurre en la capital del país cuando se activa la alerta ambiental.

calidad aire metropoli mty

“Con evitar estar expuestos es más que suficiente para prevenir enfermedades, pero hay que agradecer a estos dos colegios que ven por sus alumnos. No es probable que se cancelen las clases, no es la recomendación que queremos dar. Simplemente estar dentro de los salones con puertas y ventanas cerradas”, declaró Óscar Ruiz, responsable de Coordinación de Seguridad Escolar.

3872751

A las escuelas se les recomienda dar seguimiento a monitoreo de calidad de aire, minimizar actividades cívicas, culturales, deportivas y de recreo al aire libre, mantener cerradas las puertas y ventanas.

Procura apagar motores vehiculares de transporte escolar y familias en tiempos de espera, humectar áreas sin cubierta vegetal y mantener alerta al servicio médico para atender cualquier malestar de alumnado y personal escolar.