La secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, durante la conferencia matutina del presidente López Obrador, dijo que sí declaró ante la Función Pública el penthouse que posee en Estados Unidos.

Dijo que el inmueble ubicado en Houston y valuado en 583 mil dólares, que el periódico Reforma publica hoy que no lo declaró, lo adquirió junto a su esposo en el año 2009.

Sánchez Cordero aclaró que el 30 de enero giró el oficio al titular de la Dirección de Responsabilidad y Situación Patrimonial de la Secretaría de la Función Pública, para solicitar hacer pública su información de sus datos patrimoniales y de intereses, en donde asegura que se incluía este departamento.

Te puede interesar: No debe descartarse crear una nueva Constitución: AMLO

 

Hizo dos aclaraciones, la primera saber “las razones por las cuales se reservó dicha información“ por parte de la SFP.

Segunda, “me sorprende que el periodista, José Díaz Briseño, no haya atendido un criterio elemental del periodismo, llamarme para conocer mi versión, por ello solicito al periódico Reforma que haga esta aclaración una vez que pregunten el por qué el director de la SFP no lo hizo público.

Aprovechó para aclarar que está muy bien de salud.

“Como me ven, estoy muy bien de salud, por si alguien me ha enfermado varias veces, me encuentro en condiciones óptimas de mi salud personal”.

Te puede interesar: Responde esposa de AMLO a las críticas por el “Mamado Nervo”