La adolescente que fue empujada de un puente por su amiga el verano pasado y que la dejó con seis costillas rotas y dos pulmones perforados, ha hablado de su larga recuperación y sus sentimientos conflictivos hacia la chica que la empujó.

Jordan Holgerson, de 16 años de edad, fue empujado por su amiga Taylor Smith desde el puente Moulton Falls en el estado de Washington en agosto pasado.

Holgerson, estaba parada en la cornisa y había planeado saltar, pero retrocedió en el último segundo.

Te podría interesar: Volvieron a encontrar a Deep Blue, la tiburón blanco

Sus amigos estaban grabando un video de ella en ese momento. Ella cayó 18 metros, golpeó el agua con su pecho primero y fue llevada de urgencia al hospital.

La velocidad a la que cayó, significó que cuando golpeara el agua, habría sufrido el mismo impacto que si hubiera golpeado el concreto, según los expertos.

Smith, quien a los 18 años era dos años mayor que su amiga en ese momento, fue acusada y no está claro cuánto tiempo de prisión cumpliría con el trato, si lo hubiera.

Ver más: Conoce el tren rápido con temática de Hello Kity

El plazo máximo que enfrentaría sería un año tras las rejas.

En una entrevista con Today, Holgerson dijo que tenía sentimientos encontrados sobre cómo quería que su amiga fuera castigada.

«Ciertos días quiero que la metan en la cárcel, pero algunos días creo que podría ser demasiado duro», dijo.

Ella dijo que esperaba la «justicia», pero que ahora está ansiosa por que el caso llegue a su fin.