El pasado lunes 11 de marzo, el Gobierno del Estado publicó la reforma a la Constitución Política de Nuevo León, denominada Ley Antiaborto.

Ver más: Diego Santoy, a 13 años de las verdades y las mentiras

Fue el pasado 7 de marzo, en medio de manifestaciones a favor y en contra, por mayoría de 30 votos, el Congreso del Estado aprobó una reforma de adición por modificación al Artículo 1 de la carta magna para proteger la vida desde la concepción hasta la muerte natural.

Tanto el gobernador, Jaime Rodríguez Calderón como el Secretario General de Gobierno, Manuel González Flores firmaron el decreto publicado en el Periódico Oficial del Estado, justo en el límite de los 10 días a partir de la notificación que recibieron por parte del Congreso del Estado.

En ese lapso, el Ejecutivo escuchó la postura de asociaciones que estaban a favor y en contra del aborto, a fin de determinar si interponían una controversia constitucional en contra de la reforma o las cosas se quedan como las decidió el poder legislativo.

Sin embargo esto fue descartado ya que no cambiaría lo referente a las penas por aborto.