En un operativo realizado en los penales de Topo Chico, Apodaca, Cadereyta y en el Centro Único para Mujeres la noche de martes y que se prolongó hasta la madrugada del miércoles, fueron trasladados 504 internos considerados de alta peligrosidad a penales de Coahuila y Morelos.

operativo en penales de Nuevo LeonEn el operativo, dirigido por Eduardo Guerrero, asesor penitenciario del gobierno estatal, participaron más de mil 500 elementos de la Fuerza Penitenciaria, de Fuerza Civil y efectivos militares.

“Todavía hay crimen organizado en el sistema penitenciario y éste es un esfuerzo de reingeniería penitenciaria del gobierno de Nuevo León para recuperar el control y en adelante sean centros de reinserción donde la autoridad mande”, aseguró en un comunicado.

Te puede interesar: VIDEO: Joven derriba a mujer policía; lo someten a golpes

Explicó que con este operativo esperan acabar con el control de la delincuencia organizada, generar una mejor calidad de vida a los demás internos que son extorsionados por reos de distintos cárteles.

“Se tiene que terminar el autogobierno, y éste es un proceso no solo de extracción, sino de limpieza en las instituciones penitenciarias”, agregó.

Durante el operativo sacaron de sus celdas a más de mil internos, los maniataron con cintas plásticas y los formaron en los patios centrales, de ahí los seleccionaron y los sacaron de los centros penitenciarios para trasladarlos.

Entre las personas trasladadas se encontraron integrantes del Cártel del Golfo, Cártel del Noreste y Zetas.

Te puede interesar: Internan en el penal de Cadereyta a los presuntos atacantes de ministerial