Matías Mella, un joven transexual chileno, fue víctima de un ataque físico y psicológico en razón de su identidad de género.

Según relató para Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), una organización nacional que lucha por los derechos de las personas LGBTI, cerca de las 01:00 a.m., un par de hombres se acercaron a él para pedirle un cigarro, pero ante la negativa, comenzaron a insultarle y propinarle golpes tanto con los puños como con los pies.

Te podría interesar: “Diversidad Segura”: Línea de WhatsApp para atender emergencias LGBTI

“Me dijeron que me iban a matar porque era lesbiana. Asquerosa, fenómeno, que no debería existir”, declaró Matías Mella.

Mella relató, que durante el ataque no pudo gritar ni pedir ayuda y que trató de razonar con sus agresores, diciéndoles que era un hombre transexual, pero eso sólo aumentó la situación de violencia y humillación.

Ver más: CEDHNL pide a diputado de Morena evitar ofender a la comunidad LGBTI

Además de golpearlo, los victimarios marcaron la piel del joven, usando un objeto punzocortante para dibujarle esvásticas en la frente y el brazo, igual que ocurrió con Daniel Zamudio, un hombre homosexual asesinado hace siete años en el mismo país.

“Matías ha sido marcado de por vida. Las esvásticas, esperamos que pierdan visibilidad en su cuerpo, pero el daño psicológico no tiene límites», expresó el vocero de Movilh, Oscar Rentería.