El incendio que se registró este lunes en la catedral de Notre Dame en París, conmocionó al mundo entero.

Presidentes de varios países a través de sus cuentas oficiales de Twitter lamentaron la gran pérdida de este Patrimonio de la Humanidad.

 

El Presidente de Francia, Emmanuel Macron, se expresó en Twitter sobre la tragedia.

“Nuestra Señora de París en llamas. Toda la nación está conmocionada. Mis pensamientos para todos los católicos y franceses. Como todo compatriota, me entristece esta noche al ver que esta parte de nosotros se quema”.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, indicó que se trata de una gran pérdida para el arte, la cultura y la religión del mundo.

Marcelo Ebrard Casaubón, Secretario de Relaciones Exteriores de México, expresó su solidaridad con Francia.

Por su parte la Arquidiócesis de Monterrey‏ envió sus oraciones por el trabajo del cuerpo de bomberos que controlaban el incendio.

El mandatario estadounidense, Donald Trump, sugirió utilizar aviones cisterna para apagar el fuego.

“Tan terrible ver el inmenso incendio en la catedral de Notre Dame en París. A lo mejor, se podrían emplear aviones cisterna para apagarlo ¡Hay que actuar rápido!”, escribió el mandatario estadounidense en un mensaje en su cuenta personal de Twitter.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, consideró esta noticia como absolutamente desgarradora.

“Absolutamente desgarrador ver la Catedral de Notre-Dame en llamas. Los canadienses están pensando en nuestros amigos en Francia mientras luchan contra este devastador incendio”.

El presidente español, Pedro Sánchez, ofreció su ayuda para recuperar este gran patrimonio mundial.

“El fuego de Notre Dame es una catástrofe para Francia y para Europa. Las llamas devastan 850 años de historia, arquitectura, pintura y escultura. Esto va a ser difícil de olvidar. Francia puede contar con nosotros para recuperar la grandeza de su patrimonio”

La catedral de Notre Dame registró un fuerte incendió este lunes en pleno inicio de Semana Santa.

Las fuertes llamas eran visibles desde los exteriores del templo, donde también se observaba una enorme columna de humo.

Decenas de videos subidos a redes sociales captaron el impresionante momento.