La definición de la autoestima es la manera en que nos juzgamos y evaluamos. Dicho de otra forma, la autoestima es cómo nos sentimos con nosotros mismos.

Consiste en todo el conjunto de creencias, valoraciones y pensamientos que tenemos sobre nosotros, y que hemos ido creando a partir de nuestras experiencias.

Una baja autoestima puede cambiar la conducta de las personas para confirmar sus sospechas sobre su propio valor, creándose un círculo vicioso del que es muy difícil escapar.

Síntomas de una baja autoestima:

  • Te sientes inferior a los demás
  • Te desmotivas con facilidad y no terminas lo que empiezas
  • Evitas cualquier situación en la que puedas fracasar
  • Te sigues culpando de tus errores del pasado
  • No crees que haya nada especial en ti
  • No te sientes atractiv
  • Evitas relacionarte con los demás
  • No expresas tus ideas u opiniones
  • Habitualmente sientes ansiedad y una profunda tristeza
  • Eres muy perfeccionista y no valoras lo que consigues
  • Te cuesta mucho tomar decisiones
  • Te corroe la envidia cuando los demás consiguen algo

Pero el problema de baja autoestima se puede evitar siguiendo los siguientes pasos:

  1. Reevalúa tu juicio personal
  2. Acéptate a ti mismo
  3. Mejora tu aspecto físico
  4. Entiende tu patrimonio psicológico
  5. Mejora tu entorno social-cultural
  6. Evita la envidia o compararte con los demás
  7. Haz algo positivo por los demás
  8. Sé amable, apacible y paciente
  9. Elógiate
  10. Sé indulgente con tus aspectos negativos