Hoy se dio inicio a la ‘nueva realidad’ en Nuevo León ante la pandemia de coronavirus, luego de que el Gobierno del Estado implementará su propio semáforo Covid-19.

Sin embargo, el arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, dio a conocer que sigue esperando la aprobación para la reapertura de los templos.

Cabe destacar que, ya se había presentado un protocolo sanitario para la apertura de las misas al ejecutivo estatal.

“La semana pasada entregamos los protocolos, los cuales consideramos primordiales para vivir lo nuevo que esta situación nos presenta”, mencionó Cabrera López.

Arzobispo de Monterrey Rogelio Cabrera López Semana Santa

“Estos protocolos, fueron recibidos con beneplácito por nuestras autoridades, a quienes agradezco sus atenciones para con nuestra Iglesia y para los hermanos de otras denominaciones que formamos parte del Consejo Interreligioso del Estado”, explicó.

Entre las propuestas presentadas por el representante de la iglesia católica, esta la sanitización de los templos y el uso de cubrebocas por parte de todos los fieles.

También establece definir un aforo máximo permitido en cada iglesia, tomando una separación de metro y medio entre cada asistente, sacar bancas para ayudar con el acomodo de los presentes y proyectar en pantallas las misas en espacios alternos, como escalones, atrios o estacionamientos.

40d04f5321ae347ba492d4b64d169ba7 XL

Otra de las propuestas es no distribuir misales, hojas dominicales, revistas, boletines y volantes para evitar la propagación del virus.

De acuerdo al Arzobispo se espera regresas a actividades dentro de la Arquidiócesis de Monterrey a partir de la primera quincena de junio, proponiendo que en las misas se reúnan 50 personas.


Te podría interesar: