Usuarios de las redes sociales se han vuelto locos tras la publicación de un video de un guardia que, captó el momento preciso de un extraño y estremecedor aullido.

Los hechos ocurrieron en una zona arqueológica de Tikal, en Guatemala, donde se llevaron tremendo susto que puso los pelos de punta.

En la grabación se escucha claramente un tipo de aullido que estremece la piel, más que nada porque se trata de una zona donde no debería de haber gente ya que suele ser peligroso por la presencia de animales salvajes.

En cuestión de segundos, el cuidador no lo dudo y decidió decender del Templo IV para dirigirse a la cuatrimoto con la que se desplaza para vigilar.

Hubo usuarios quienes no creyeron en la grabación que incluso dijeron que se trataba de un montaje a pesar de que fue publicado por la cuenta oficial en Facebook del sitio ubicado en el municipio de Flores, departamento de Peten, que fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1979.

“El video fue grabado el día dos de junio del presente año luego de una transmisión en vivo desde el templo IV cerca de las 20:00 horas, fue grabado por nuestro compañero Ricardo Obando quien se encontraba solo en el lugar transmitiendo en vivo”, señaló el sitio.

“Se había reservado compartirlo por temor y respeto a la incertidumbre de lo que escuchó, pero indica que desconoce el origen del sonido que se escucha en el video”, agregó.

Sin embargo, el Consejo Nacional de Áreas Protegidas (Conap) considera haber encontrado el origen de los sonidos captados por el guardarrecursos.